La Historia de un Hotel de gran influencia en la comarca del Monte Lentiscal
jueves, 07 de junio de 2012

ImageSinfo Q.  Ser profeta en la tierra que uno ama no es tan difícil en nuestro pueblo. En la tarde noche del jueves, María del Pino Rodríguez y Pedro Socorro, se vieron arropados por una Sala Lola Massieu repleta de vecinos y visitantes, agradecidos y orgullosos de ese magnífico trabajo de recopilación e investigación que han desarrollado para brindarnos el libro El Hotel Santa Brígida (Historia de un emblema del turismo en Gran Canaria (1896-2012).  El acto lo abrió la Concejal de Cultura de Santa Brígida, Beatriz Santana y le tomó el relevo en la palabra, el profesor, Álex Hansen, prologuista, quien  nos invitó efusivamente a su lectura, tanto la prosa, como la historia que nos transmite el casi centenar de fotos —muchas inéditas—, que los autores han logrado incluir de las 143 páginas de este libro que edita Anroart Ediciones.

María del Pino, doctora en geografía, destacó ese trabajo de campo, las conversaciones que mantuvieron con muchos testigos de aquella época, donde el Hotel fue la chispa y el motor de un turismo que luego fue a más. Pedro Socorro, cronista oficial de Santa Brígida, con vestigios de una gripe afortunadamente ya en retirada, señaló que con este libro, han intentado corregir algunos errores que se han cometido sobre la historia de este emblemático Hotel, ubicado en el Monte Lentiscal, como por ejemplo la fecha del incendio que sufrió en el 38 y que muchas crónicas poco documentadas lo han situado en 1914.  También puso en su sitio al verdadero artífice del Hotel y sus míticos jardines, Mr. Alarico Delmard, todo un personaje, que concluyó sus días como jardinero en el Palacio Real de Bulgaria.

ImageEn opinión del profesor Álex Hansen Machín, prologuista del libro, “la historia del hotel nos  introduce de pleno en una etapa del desarrollo de Gran Canaria y, muy especialmente, en lo que afectó a la comarca del Monte Lentiscal, que siempre me ha fascinado, 1880-1914; y desde ese año hasta 1960. Una historia del nacimiento del primer turismo, de rápidos cambios económicos, culturales, sociales y tecnológicos en la sociedad canaria, y también de puesta en valor, por vez primera, del territorio canario como espacio de alto interés paisajístico, etnográfico y climático para los europeos que viajaban a las regiones tropicales de África y de América”.Terminó el profesor agradeciendo este magnifico trabajo de Maria del Pino y Pedro, resaltando además que lo han hecho por amor al arte, sin cobrar un duro, pese a requerir el empleo de cientos de horas y de quemar pestañas.